Deja un comentario

El silencio de la ciudad blanca

Que los españoles leemos más en verano es un hecho. Que la novela negra española vive momentos de esplendor también es un hecho. Como muestra, cada año desde 1988 tiene lugar en Gijón la Semana Negra, un festival literario dedicado a la novela negra en el que tienen cabida otras actividades fuera del ámbito literario.

Aunque la calidad de un libro no viene determinada por el número de lectores, hoy quiero comentar uno de los más vendidos en nuestro país. El silencio de la ciudad blanca, escrita por Eva García Sáenz de Urturi, es la primera novela de una trilogía de la que falta por publicar su tercera parte.

¡ATENCIÓN! Esta noticia puede contener spoilers.

Hace 20 años el brillante arqueólogo Tasio Ortiz de Zárate fue condenado por una serie de extraños asesinatos cometidos en Vitoria. Ahora, cuando está a punto de disfrutar de su primer permiso, los crímenes vuelven a reanudarse. El inspector Unai López de Ayala (alias Kraken) será el encargado de desentrañar el misterio que envuelve a los asesinatos, pero en el camino su vida personal y la de los que le rodean se verá afectada irremediablemente.

Durante toda la novela se describen exhaustivamente la ciudad y la comarca, sin escatimar en aportaciones históricas. Imagino que esto hará las delicias de los lectores vitorianos y alaveses; sin embargo, si nunca se ha pisado Vitoria, como he de confesar que es mi caso, las descripciones se me antojan demasiadas al principio del libro. Aun así, la novela se lee con facilidad y mantiene la intriga hasta el final.

En la novela se cuentan las pesquisas de Kraken y compañía para descubrir al asesino e impedir los crímenes en el verano de 2016 pero, a través de pequeñas píldoras de información, también vamos conociendo una historia pasada que termina por ser el germen de todos los acontecimientos que están ocurriendo en el presente de los protagonistas. Desconcertante en un primer momento, gracias a esta historia pasada se va intuyendo una posible solución a los misteriosos crímenes, pero los constantes giros de los acontecimientos echan por tierra todas las hipótesis, dando lugar a un final totalmente inesperado.

Además, las relaciones personales de los personajes irán evolucionando a lo largo de la novela. Kraken, todavía recuperándose de la muerte de su pareja y sus hijos en un accidente de tráfico, inicia una ambigua relación con la subcomisaria Alba Díaz de Salvatierra, que también arrastra una desgraciada historia personal. Por otra parte, la muerte tocará de cerca a Germán, el hermano de Kraken, y a Estíbaliz Ruiz de Gauna, su compañera policía.

Los ritos del agua, la segunda parte de esta trilogía de la Ciudad Blanca, también está siendo un éxito de ventas. ¿Seguirá el idilio con la tercera y definitiva entrega?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: